29.6.12

AMARILLO EN LA DECORACIÓN


Muchos tienen miedo de usar el color amarillo para decorar un ambiente. Lo cierto es que éste color, si se aplica bien y en proporciones adecuadas, puede darle un look muy agradable y acogedor al lugar. No es necesario pintar una pared completa de amarillo, puedes colocar objetos que den el toque de color al ambiente y aportarán brillo, alegría y calidez, sobre todo para aquellos que vivimos bajo el cielo gris de lima. Aquí algunas ideas para inspirarte a usarlo.

Muebles bajos de cocina en color amarillo.

Sillas antiguas retapizadas con una tela amarilla le dan un look vintage moderno.

Banca tipo vintage con cojín amarillo, resalta sobre la pared gris y tonos neutros usados en la decoración.

En el dormitorio: Cubrecama y cojines amarillos hacen contraste con la pared y manta negra.

Los cojines amarillos son una buena alternativa para dar el toque de color a un ambiente.

Tonos de amarillo. Sofá tipo capitoné combinado con la alfombra, mesita y cuadros en la pared.

Comedor con banca y sillas amarillas.

Amarillo y negro. Muebles y lámparas del comedor de diario, combinando toques en color negro.

Cabecera y cuadro con toques de amarillo, realzan la decoración en tonos grises.

Lámparas y sillas ponen el toque de color en el dormitorio.



No hay comentarios:

Publicar un comentario